24 - 11 - 2017

    Abertis y el Economist Intelligence Unit presentan un estudio sobre las nuevas tecnologías de carreteras (Road Tech)

    Francisco Reynes Massanet

    Francisco Reynés Massanet

    Abertis y el Economist Intelligence Unit han presentado el informe  Road Tech: Afrontando los retos del crecimiento del tráfico, que revela que las nuevas tecnologías de carreteras (Road Tech) están transformando el sector del transporte y constituyen la clave de una movilidad futura más inteligente, segura y sostenible.

    La compañía dirigida por Francisco Reynés explicó que si bien el tráfico mundial aumenta a medida que se expanden las economías, ese incremento plantea desafíos económicos y sociales, como la pérdida de productividad asociada a la congestión del tráfico, las muertes por accidentes en la carretera, la contaminación atmosférica y el cambio climático.

    Por esta razón, los expertos plantean el Road Tech como una posible plataforma de futuro de la movilidad, al redefinir tanto la superficie como la infraestructura viaria para incluir componentes digitales, redes y sensores inalámbricos, así como la tecnología de carga de vehículos eléctricos.

    Estos avances tecnológicos serán más provechosos en tecnologías como los coches conectados, autónomos y eléctricos que se están convirtiendo en una realidad y pueden contribuir a afrontar algunos de los retos, pero que no desplegarán su verdadero potencial si la innovación en la infraestructura de carreteras no evoluciona al mismo ritmo que los avances en la tecnología de los vehículos.

    Al respecto, Francisco Reynés, consejero delegado y vicepresidente de Abertis, destacó que “en Abertis creemos que para afrontar los retos del crecimiento del tráfico global es necesario trabajar en la intersección de los avances tecnológicos y la innovación en la infraestructura de carreteras. Por eso encargamos este informe, a fin de obtener una imagen lo más amplia posible de las tecnologías e innovaciones que se están produciendo y adoptar las medidas necesarias para acelerar su incorporación”.

    El informe se basa en entrevistas detalladas con importantes expertos en infraestructuras, tecnologías y transportes de distintos sectores y áreas geográficas. Entre las principales conclusiones se destacan:

    • El crecimiento del tráfico provoca pérdidas de productividad, accidentes de tráfico, contaminación atmosférica y consecuencias negativas para la salud pública.
    • El Road Tech nos ofrece la oportunidad para superar algunos de estos retos. Según McKinsey, los vehículos autónomos podrían reducir el número de víctimas mortales en un 90%. Sin embargo, solo funcionarán con una infraestructura inteligente que los guíe.
    • Las infraestructuras de carreteras se están redefiniendo para incluir otros componentes digitales como tecnologías de redes inalámbricas e Inteligencia Artificial.
    • El Big Data y la economía colaborativa están facilitando la “movilidad como servicio” (MaaS, por sus siglas en inglés), que permitirá reducir aún más las emisiones e incrementar la eficiencia de las carreteras.
    • La propia superficie de la carretera es objeto de innovaciones considerables, como la carga de vehículos eléctricos por inducción y los paneles solares.
    • Los gobiernos desempeñan una función esencial a la hora de permitir una mayor adopción de estas tecnologías, y los próximos 5-10 años serán cruciales para determinar el futuro de las carreteras del mundo.

    Abertis, dirigida por Francisco Reynés, informó que este estudio responde a su compromiso a largo plazo de crear una movilidad del futuro más inteligente, segura y sostenible, en colaboración con las administraciones públicas y los pioneros del sector para acelerar las nuevas tecnológicas y llevarlas a su máximo potencial.

    ACCIONA impulsa parques eólicos en todo el mundo

    Alibaba subastará tres Boeing 747-400 en noviembre