24 - 08 - 2017

    La transformación digital llega también a los sectores del transporte y la logística

    transformación-digital

    La transformación digital que estamos viviendo en la actualidad está llegando a todos los sectores, entre los que se incluyen la logística y el transporte. La Fundación Orange ha llevado a cabo un estudio “eEspaña-La transformación digital de los sectores del transporte y la logística” que analiza cuatro ejes clave dentro de esta transformación: Cloud, Mobile, Internet de las Cosas y Social (redes sociales y colaborativa).

    Si hablamos del transporte como servicio, la digitalización está posibilitando nuevas formas de desplazamiento que se suman a las tradicionales. Con las nuevas tecnologías han aparecido conceptos como carsharing o ridesharing relacionados con el alquiler y compartición de vehículos. Y es que ahora cualquiera puede ser proveedor y los usuarios disponen de una oferta amplia y con costes más reducidos. Asimismo, los vehículos autónomos, en especial los automóviles, son ya casi una realidad.

    Esta transformación digital también afecta de forma importante a la logística de los objetos y mercancías. Con el auge del comercio electrónico se requieren mejores y más ágiles servicios de entrega de productos por parte de las empresas para satisfacer a un consumidor conectado que gestiona todo a través de su smartphone y demanda información accesible en todo momento sobre la situación de las entregas. Además, a la hora de desplazarse, las tecnologías y dispositivos móviles proporcionan a los viajeros herramientas y aplicaciones que facilitan la planificación, la información y las gestiones necesarias. Esto permite a las empresas conocer mejor al cliente y personalizar la atención.

    Las infraestructuras también se actualizan y digitalizan. Estaciones, aeropuertos o carreteras van adoptando elementos tecnológicos para adaptarse a unos pasajeros y a unos vehículos cada vez más conectados. Aquí juegan un papel fundamental las tecnologías del Internet de las Cosas, que combinan sensores, comunicaciones móviles, algoritmos y big data. Además, las infraestructuras inteligentes presentan fuertes sinergias con las smart cities.

    Parece que el futuro de los sectores del transporte y la logística está ligado a los avances tecnológicos. El cloud computing, la telefonía móvil, el Internet de las Cosas, los wearables, el big data, las redes sociales o la economía colaborativa están adquiriendo una gran importancia dentro de la transformación digital, es por ello que las empresas deberán ir adaptándose a esta digitalización que cada vez es más demandada por los consumidores.

     

    Concesionario del aeropuerto de Murcia gestionara la ZAC

    Estados Unidos podría prohibir la importación de carne brasileña