El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, ha presentado un plan de estímulo para hacer crecer el PIB en un 22,5%. El paquete de medidas de estímulo económico incluirá medidas sociales para incrementar el producto interior bruto nipón (PIB).