Principal reto de la distribución será adaptarse a tendencias de consumo