23 - 11 - 2017

    Asefma pide una política real para la conservación de carreteras

    La Asociación Española de Fabricantes de Mezclas Asfálticas (ASEFMA) ha recibido con optimismo y prudencia el anuncio realizado por la titular de Fomento, Ana Pastor, quien anunció la inversión de 640 millones de euros en contratos de mejora y conservación de la red de carreteras españolas. Confía, además, en que esta iniciativa sea seguida por las demás administraciones responsables de carreteras (comunidades autónomas, diputaciones, cabildos, ayuntamientos, etc.)

    La ministra ha indicado que su Ministerio sacará a concurso en los próximos meses 32 contratos de rehabilitación de firmes de carreteras por valor de 410 millones y prevé licitar en otoño otros quince contratos, estimados en 230 millones. Estas cifras cambiarían de manera evidente la tendencia en el mantenimiento de la red viaria española cuyo estado de conservación es el peor de los últimos 25 años.

    A propósito de estas declaraciones, a través de un comunicado de prensa, la asociación ha recordado que devolver los firmes a un estado adecuado requiere de una inversión superior a 5.200 millones de euros, según las últimas estimaciones.

    Las licitaciones en refuerzos de firmes en la red de carreteras del Estado han pasado de más de 500 millones de euros anuales en 2007 y 2008 a 28 millones en 2009, 14 millones en 2010 y 0 euros en 2011 y 2012. El aparente “ahorro” en inversión de refuerzo de firmes ha supuesto, por lo tanto, un deterioro muy superior al ahorro y se ha resentido en el valor patrimonial de las carreteras, que acusan síntomas evidentes de un deterioro estructural grave. El mantenimiento de las carreteras, una vez sufragados los déficits actuales, requiere de una inversión mínima de 1.288,89 millones de euros al año, por parte de todas las administraciones.

    En este sentido, ASEFMA rechaza las políticas de choque y aboga por una verdadera política de conservación para los más de 650.000 kilómetros que componen la actual red viaria española. Recuerda, además, que las inversiones públicas en infraestructuras de transporte son inversiones productivas con un fuerte impacto sobre la creación de empleo e aumento del PIB.

    España participará en licitación del tren de alta velocidad en Brasil

    Concesionarias y constructoras consideran retroceso la nacionalización de autopistas

    Deje un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.