20 - 11 - 2018

    Toyota invertirá 428 millones de euros para desarrollar coche sin conductor

    Toyota Sienna

    La compañía japonesa fabricante de automóviles Toyota Motor invertirá 428 millones de euros en Uber para desarrollar conjuntamente un coche sin conductor, completamente autónomo para que formen parte de la flota de la compañía estadounidense.

    El objetivo de ambas empresas es la de llevar al mercado el transporte compartido autónomo como servicio de movilidad. Por su parte, el presidente de Toyota, Shigeki Tomoyama, ha explicado que “se trata de una piedra de toque en la transformación de la empresa en una compañía de servicios de movilidad”.

    Por otro lado, el máximo responsable de Uber, Dara Khosrowshahi, ha explicado que “el acuerdo permitirá a Uber acercarse al objetivo de ofrecer los automóviles autoconducidos más seguros del mundo”.

    Además, Uber ha señalado que quiere comenzar a utilizar los vehículos autónomos de la marca japonesa a partir del año 2021, en concreto, el modelo de monovolumen Toyota Sienna, es decir, un coche que irá sin conductor.

    Toyota también anunció que cuatro de sus subsidiarios fabricantes de piezas de repuesto formarán una empresa conjunta para centrarse en fabricar componentes específicos para coches sin piloto, concretamente, Aisin Seiki, Jtekt, Advics y Denso.

    Por otro lado, Toyota construirá en el Puerto californiano de Long Beach (Estados Unidos) la primera planta de generación eléctrica de escala de megavatios para vehículos de pila de combustible, con una hidrogenera para respaldar sus operaciones.

    Mercedes inicia las pruebas con el eActros urbano

    Iberia aplaza la ruta Madrid-Managua