09 - 08 - 2020

    Luego de la polémica, Cabify vuelve a funcionar en Barcelona

    Cabify Barcelona

    Luego de anunciar su salida de este territorio por violar algunas normativas locales, Cabify ha confirmado el regreso de su servicio a Barcelona, con un modelo de negocio “adaptado los nuevos requisitos introducidos por la normativa sobre el sector VTC aprobada por la Generalitat”.

    Desde la compañía han señalado al respecto que, con estos fines, han decidido asumir “una serie de costes que no tiene el deber jurídico de soportar”, relacionados por ejemplo con que el servicio deberá contratarse con 15 minutos de antelación, para no coincidir así con el de los taxistas.

    Como decíamos, la empresa cesó su actividad en la ciudad el 1 de febrero pasado, cuando ya había superado el millón de usuarios en la región. Ahora, en su regreso contarán con aproximadamente 300 coches como parte de su flota, lo que según han explicado, podría generar que al menos en una primera instancia se produzcan situaciones de demoras por la alta demanda.

    Los usuarios también tendrán que tener en cuenta que aunque ya hayan viajado alguna vez en Catalunya con Cabify, en caso de querer seguir haciéndolo en el futuro, tendrán que aceptar unas nuevas condiciones de contratación relacionadas con la naturaleza de esta firma.

    Esto, como consecuencia de que las nuevas normativas definen a Cabify como una agencia de viajes, una situación que por otro lado sus desarrolladores confían en que sea transitoria como se les ha asegurado, ya que de lo contrario la aplicación “volvería a verse forzada a plantearse su continuidad en Cataluña”.

    “Esperamos que el futuro nos dé la oportunidad de tener un debate con rigor sobre la movilidad en Barcelona. La compañía quiere tener un papel activo en lo que es un desafío fundamental para la calidad de vida de los ciudadanos”, ha explicado al respecto Juan de Antonio, fundador y CEO de Cabify.

    Ontruck se consolida como agente del sector transporte y estrena identidad corporativa

    La española Irizar presenta su camión eléctrico de gran autonomía