22 - 09 - 2021

    El aeropuerto de Vitoria-Gasteiz renueva su iluminación interior para reducir un 55% su gasto energético

    El aeropuerto de Vitoria-Gasteiz ha apostado por la renovación de su iluminación interior para reducir un 55% su gasto energético y ofrecer una mayor comodidad visual a los usuarios de las terminales aeroportuarias.

    Artesolar, empresa española especializada en iluminación LED, ha sido la encargada de instalar más de 750 puntos de luz entre luminarias lineales, downlights empotrados en paredes y techos, campanas lumínicas y proyectores del interior de las instalaciones del aeropuerto. 

    Se trata de una iniciativa que supone un importante ahorro energético para el servicio aéreo vasco, y además, consolida el compromiso que mantiene Aena con la sostenibilidad ambiental. 

    En ese sentido, en baños y zonas comunes del aeropuerto se han instalado nuevos detectores de presencia, lo que permite que las luces se enciendan solo cuando son necesarias. Además, el aeropuerto cuenta con una nueva iluminación que da la bienvenida a sus usuarios en el exterior. Las luminarias instaladas se encuentran empotradas y alumbran la parte externa de los accesos a la terminal con un sistema que permite ser regulado para adaptarse con precisión a las necesidades de cada momento.

    El enclave vasco no es el único que ha apostado por la empresa Artesolar para renovar la iluminación de sus instalaciones, y es que el aeropuerto de Málaga también ha optado por esta compañía para incorporar un sistema de iluminación inteligente con luces LED que permiten el cambio de color de la luz emitida mostrando imágenes estáticas o dinámicas. 

    Los aeropuertos Adolfo Suárez Madrid-Barajas, Josep Tarradellas Barcelona-El Prat o el Aeropuerto internacional de Palma de Mallorca también están trabajando con la firma española para introducir mejoras de alumbrado en sus establecimientos.  

     

    El Corte Inglés ultima el lanzamiento de su nueva filial logística

    Deutsche Post adquiere el 100% de Hillebrand por 1.500 millones de euros