06 - 07 - 2020

    Un ataque filtra los datos de 9 millones de clientes de EasyJet

    EasyJet ciberataque

    Este 2020 se presentaba muy prometedor para EasyJet, con el anuncio de varias nuevas rutas entre España y Europa y otras novedades de las que nos iríamos enterando con el correr del año. Pero a las dificultades propias del coronavirus, ahora se le suma un ciberataque que deja a la compañía en jaque.

    Los propios directivos de la aerolínea han confirmado que su base de datos fue atacada a través de un sistema “altamente sofisticado”. ¿El resultado? Los piratas virtuales consiguieron acceder a las direcciones de correo electrónico y los detalles de viaje de aproximadamente 9 millones de clientes.

    La aérea de bajo coste con sede en el Reino Unido ya ha tomado cartas en el asunto, llegando a conclusiones como que la información bancaria de más de 2.200 usuarios fue vulnerada, por lo que recomienda a todos sus clientes que cambien sus claves de ingreso cuanto antes para evitar problemas.

    Más allá de esto, han señalado que averiguarán quiénes son los principales perjudicados para ponerse en contacto con ellos inmediatamente y ofrecerles atención personalizada para que resuelvan cualquier inconveniente que haya surgido, como para que tomen las medidas precautorias que se aconsejan.

    Por el momento, aseguran que no tienen evidencia de que algunos de estos datos personales hayan sido utilizados para perpetrar algún tipo de estafa ni nada parecido, lo que supone un alivio que tampoco debería traducirse en relajación. Los próximos días resultarán claves en este aspecto.

    Johan Lundgren, director ejecutivo de EasyJet, manifestó al respecto que “desde que tuvimos constancia del incidente, ha quedado claro que debido a la Covid-19 existe una gran preocupación por el uso de datos personales para estafas en línea”, además de pedir disculpas por el incidente de estas horas.

    El MINI eléctrico ya puede ser tuyo por solo 250 euros al mes

    Arcese anuncia una ruta de reparto sostenible entre Barcelona y Madrid