20 - 05 - 2022

    Desde Madrid y Barcelona, Amazon impulsa su logística aérea en España

    Amazon logística aérea

    Aprovechando sus instalaciones propias en las dos ciudades más importantes del país, Madrid y Barcelona, Amazon continúa impulsando su logística aérea en territorio español, como parte de la expansión internacional que sigue Amazon Air, su negocio de transporte por el aire, para el cual los aeropuertos en cuestión son fundamentales.

    De acuerdo a lo que informan en Expansión, el aeropuerto de Barcelona-El Prat es el tercero de Europa más activo para Amazon Aire, lo que expresa un informe del Instituto Chaddick para el Desarrollo Metropolitano de Chicago, donde se afirma que la orientación estratégica de la filial, orientada a la demanda actual, se ha volcado hacia allí.

    El estudio indica que sólo los aeropuertos de Colonia-Bonn, en Alemania, y París-Charles de Gaulle, en Francia, muestran cifras por encima de las de Barcelona, con 5,8 aviones de media en aquellos por los 3,8 aviones de media para el suelo catalán, que sin embargo es el que más viene creciendo en cuanto a relevancia en los últimos meses.

    Hay que destacar, en este sentido, que Amazon Air expresa la forma que tiene Amazon de entender el contexto que define a la logística y la distribución por estos días, utilizando aviones y contenedores de fabricación propia, con los que consiguen saltarse todos los inconvenientes que afectan a varias de sus principales socias comerciales locales.

    La red de Amazon Air, que de todas maneras mantiene contactos con otras operadoras, como la irlandesa ASL, opera ahora mismo a través de una red descentralizada, cuyas ramificaciones llegan hasta Milán y Roma (Italia), Nottingham (Reino Unido), Hannover y Leipzig (Alemania), Katowice (Polonia) y Madrid, ya en España.

    La idea de Amazon, a corto plazo, es no sólo desarrollar las soluciones en transporte aéreo dentro de la casa matriz, sino también dejar de ser únicamente cliente de otras operadoras, como DHL, para pasar a competir con ellas, subiéndose a la moda de los aviones de carga, que tanto impulso ganaron durante la pandemia por Covid.

    Atlas Renewable ya opera la planta chilena ”Sol del Desierto”

    Cabify apuesta por la última milla con su propio almacén en España