22 - 10 - 2020

    Limpieza de locales comerciales

    limpieza locales comercialesEn cualquier local comercial es evidente que la limpieza tiene un papel fundamental. Mantenerlo bien cuidado y limpio es básico, ya que se trata de un servicio de cara al público, y sólo cumpliendo las normas higiénicas es posible mantener en ellos un ambiente saludable.

    Pero no sólo es éste el motivo por el que debemos preocuparnos de que nuestro local se mantenga en todo momento con la máxima pulcritud. También hemos de tener en cuenta que el público o posible clientes se van a llevar de nosotros la imagen que refleje el local, y, por supuesto, es imprescindible que se llevan una impresión lo más óptima posible.

    ¿Qué trabajos de limpieza necesita un local comercial?

    La respuesta a esta pregunta dependerá de varios factores, según las características de nuestro local, puesto que en algunos se requieren trabajos más concretos y específicos que en otros, como puede ser la desinfección del mismo.

    Sin embargo, existen una serie de trabajos de limpieza en un local que son genéricos, es decir, que son imprescindibles para todo tipo de locales y se han de llevar a cabo en todos ellos. Estos trabajos son los relacionados a continuación.

    Limpieza de los muebles y los mostradores

    La limpieza de los muebles y de los mostradores es un aspecto fundamental en el mantenimiento de cualquier local. Un establecimiento en el que los muebles y mostrador se ven sucios o descuidados transmiten al cliente la sensación de que no nos preocupamos de nuestros propios productos, algo que muy fácilmente puede hacernos disminuir las ventas.

    La limpieza de muebles y mostradores debe llevarse a cabo, pues, con mucha frecuencia, y para ello es aconsejable usar un producto anti-estático, que hará que el polvo tarde un poco más en depositarse en ellos nuevamente.

    Limpieza de escaparates, cristales, ventanas y espejos

    Es evidente que el escaparate es una parte muy importante de nuestro local, ya que en él mostramos nuestros artículos. Es nuestra carta de presentación no sólo para nuestros clientes sino para todo aquél que pasa por delante de nuestro establecimiento. Por ello, es imprescindible que mantenga una imagen impecable en todo momento, por lo que es aconsejable una limpieza diaria del m ismo.

    En cuanto a los cristales, ventanas y espejos son zonas que se ensucian mucho, por lo que es también necesario lavarlos con bastante frecuencia. Ello sin olvidar, por supuesto, los espejos de los probadores, en los que es importante que el cliente se sienta a gusto.

    Limpieza de suelos y pavimentos

    En cualquier local, el suelo ha de verse siempre perfectamente limpio, por lo que se debe limpiar con mucha frecuencia, sobre todo si se trata de un local en el que entran una gran cantidad de personas. La tarea se llevará a cabo aspirando el suelo y fregándolo seguidamente.

    Otro asunto a tener en cuenta es que, según el material del que esté hecho el suelo, tendremos que realizar también un mantenimiento específico con productos adecuados. Tal es el caso de los suelos de madera.

    Limpieza de aseos

    La limpieza de los aseos es, sin duda alguna, de una importancia fundamental. Es algo muy desagradable ir al aseo de cualquier establecimiento y encontrarlo sucio, tanto que muy fácilmente puede ser motivo suficiente para que el cliente no vuelva más a nuestro local.

    Hemos de dar una buena sensación a nuestros clientes manteniendo los aseos limpios y desinfectados, para lo cual es muy recomendable realizar cada cierto tiempo un tratamiento a base de ozono, que no sólo desinfecta sino que elimina además los malos olores.

    Limpieza del Almacén

    Pese a que el almacén es una zona del local que raramente ve el cliente, es también preciso tenerlo no sólo limpio sino también muy bien ordenado, ya que ello a la larga nos va a ahorrar trabajo y pérdidas de tiempo. Además, es importante también que los empleados se sientan a gusto, y con un almacén sucio y descuidado es más fácil que se incumplan las leyes en materia de seguridad.

    La frecuencia con la que debe llevarse a cabo la limpieza del almacén variará mucho, como es lógico, dependiendo de la cantidad de material acumulado en él, aunque es conveniente por regla general realizarla un par de veces a la semana.

    La crisis de integración que atraviesa Mercosur

    Codelco prodjo 1,7 millones de toneladas de cobre fino