23 - 05 - 2022

    Paro, protestas y medidas gubernamentales afectan operaciones portuarias en Perú

    Las acciones de fuerza de los sindicatos en Perú, como el paro de transporte por carretera y las protestas que se han vuelto violentas, junto con la declaración de emergencia de parte del Gobierno, ponen en jaque la operatividad portuaria del país.

    A más de una semana de paro y protestas por el incremento en el precio del combustible, el Gobierno de Pedro Castillo ha declarado emergencia y un toque de queda.

    Algunos gremios del comercio exterior, como la Asociación de Gremios Productores Agrarios del Perú (AGAP), que asegura que el contexto afecta la cadena agroexportadora, al verse imposibilitado el transporte de la producción agraria hacia las plantas de procesamiento y hacia puertos y aeropuertos para su exportación.

    La Asociación de Exportadores (ADEX) cree que, junto con el alza de combustibles y la reacción de los transportistas, existen otras crisis potenciales que podrían explotar en cualquier momento. Mientras que la Cámara Comercio de Lima (CCL) criticó la forma como el Gobierno enfrenta la crisis.

    Y la Asociación Peruana de Agentes Marítimos (APAM) llamó a la cordura. “Requerimos a nuestros conciudadanos unirnos para superar estos aciagos momentos por la que estamos atravesando, hacemos un llamado a la reflexión y serenidad  a nuestras autoridades políticas,  Poder Ejecutivo, Poder Legislativo, a fin de que cesen sus hostilidades”.

    Avería Gruesa: No pueden desencallar al ‘Ever Forward’ en Estados Unidos

    El puerto de Callao a media máquina por el toque de queda