17 - 05 - 2021

    La energía mareomotriz es la apuesta de Antofagasta para su puerto

    faro puerto de antofagasta

    El faro principal del puerto de Antofagasta, en Chile, podría ser el primero del país en funcionar con energía totalmente limpia, obtenida del oleaje del mar.

    Es el proyecto que no se detendrá por la crisis de Covid-19, que afecta al mundo entero. Se llama FIC-R Undimotriz WaraQoch, aprobado para iniciar su camino a la concreción.

    A la energía generada por el movimiento de las olas del mar se le conoce como energía undimotriz, una confiable alternativa que permitirá abastecer la demanda eléctrica en Antofagasta de forma limpia, segura, utilizable y sin afectar la fauna marina.

    “La aplicación de energías renovables no convencionales (ERNC) es un compromiso con la sustentabilidad, por lo que buscamos apoyar el desarrollo de este tipo de iniciativas por parte de instituciones, emprendedores e innovadores, y qué mejor que a través de universidades locales”, manifestó Carlos Escobar, gerente general de EPA, en un comunicado.

    El prototipo que fue instalado en el molo de abrigo cesó operaciones el 11 de marzo y se espera que reinicie operaciones a corto plazo. Su estación piloto está en el sitio 7 del puerto, desde donde realizaban los estudios y se verificaba la factibilidad del proyecto que llegó a ser capaz de producir 2.000 KW mensuales de energía para cubrir la demanda del faro.

    El sector marítimo mira hacia las próximas regulaciones medioambientales

    La ciberseguridad marítima en tiempos de coronavirus