23 - 09 - 2020

    El primer plan piloto para utilizar biocombustibles

    marsk biocombustible

    El plan piloto de la naviera Maersk para el uso de biocombustibles en sus buques tiene como objetivo utilizar hasta un 20% de biocombustibles de segunda generación sostenibles en una gran embarcación oceánica de clase triple E (con capacidad de más de 18.000 TEUs).

    Este buque navegará 25.000 millas náuticas desde Rotterdam a Shanghai y volverá, utilizando solo mezclas de biocombustibles, ahorrando 1,5 millones de kilogramos de CO2 y 20.000 kilogramos de azufre.

    Maersk ha logrado reunir a importantes multinacionales holandesas en la urgencia de actuar sobre el clima. En el grupo de apoyo están Friesland Campina, Heineken, Philips, DSM, Shell y Unilever y todos los miembros de la Coalició de Crecimiento Sostenible (DSGC).

    Todos los miembros de DSGC y Maersk están de acuerdo en que es necesario hacer frente con urgencia a las emisiones, y se requiere la colaboración entre industrias para desarrollar, probar e implementar nuevas soluciones.

    Los miembros de DSGC, muchos de los cuales son clientes de Maersk, iniciaron y patrocinaron el piloto. Shell, actuó como el proveedor de combustible para el piloto, y Maersk desempeñó el papel de socio operativo.

    Desechos de la agricultura pudieran convertirse en combustible para aviones

    Carrefour desarrolla triciclo eléctrico para el reparto urbano