Más de 20 mil cabezas de ganado fueron embarcadas en los muelles del Puerto Río Grande, una operación que se registró como la mayor en la historia de este terminal brasileño. El procedimiento estuvo a cargo de la operadora Sagres.