25 - 06 - 2019

    Todas las pruebas son importantes en caso de accidente de tráfico

    accidente-trafico

    Recabar el mayor número de pruebas de los hechos es muy importante en caso de sufrir un accidente de tráfico. En este sentido, hay que prestar especial atención a los posibles testigos, las grabaciones existentes del accidente y fotos con los daños de los vehículos y el número de matrícula del vehículo contrario.

    Además, desde Legálitas recomiendan llamar inmediatamente a la Policía para que levanten atestado, donde se recogerán los datos clave del siniestro, como el lugar, hora, sujetos implicados, testigos, hipótesis de la causa del accidente y el estado de la carretera y del tiempo.

    También deben guardarse los números de teléfono de todos los testigos del accidente ya que tener el apoyo de una tercera persona es clave tanto a la hora de reclamar la indemnización correspondiente como para conseguir una defensa en caso de ser denunciado tras un accidente.

    Hay que recordar que la Policía plasmará en su informe toda la información que se obtenga tras el accidente, por lo que las declaraciones propias pueden perjudicar al informante si no se expresan los datos de forma adecuada. En ese sentido, es importante leer detenidamente todo lo que se firma y, en caso de que no exprese datos adecuados, solicitar su rectificación.

    Además, no se debería cerrar ningún acuerdo con las compañías aseguradoras hasta hablar con un abogado ya que estas empresas normalmente hacen una oferta al perjudicado con una propuesta de indemnización, pero la aceptación de esta cantidad implica la renuncia a llevar a cabo cualquier acción civil o penal, es decir, que se desiste de reclamar judicialmente por las lesiones sufridas.

    Para asegurar que la indemnización es similar a la que se obtendría acudiendo a la vía judicial, es muy importante estar asesorado por un abogado especializado en siniestros de tráfico que informe y valore económicamente las lesiones para saber si la indemnización ofertada es la justa.

    La indemnización se calcula de acuerdo con las lesiones sufridas. Se computarán los días impeditivos, los días con molestias y las secuelas que persisten, además de los gastos médicos y materiales. A tal efecto, se deben guardar todos los partes médicos que recogen la evolución de las lesiones, desde el primer informe de urgencias hasta los partes de rehabilitación, así como presupuestos y facturas que justifiquen esos gastos.

    También es importante tener en cuenta que cualquier conductor implicado en un accidente puede ser sometido a una prueba de alcoholemia. En el caso en que la parte contraria diera positivo en el control de alcoholemia, su aseguradora deberá indemnizar al perjudicado de todas formas, no pudiendo excusarse en la alcoholemia para no hacer efectivo el pago, si bien posteriormente podrá reclamar la cantidad pagada al tomador del seguro o al conductor responsable de los daños.

    Ana Isabel Blanco Bergareche, subdirectora adjunta de la Dirección General de Tráfico, comenzó su presentación en el XVIII Forum sobre Automoción Española celebrado a mediados del pasado mes de diciembre mostrando casos actuales de accidentes de tráfico donde destaca la tardanza en rescatar a las víctimas por desconocer su paradero.

    NYK crea una joint venture para el transporte de automóviles

    CMA CGM cierra una oficina en Argentina

    Deje un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.