06 - 12 - 2022

    Los cargadores, molestos con el acuerdo alcanzado por los transportistas

    Cargadores paro transportistas Gobierno

    Las distintas organizaciones que nuclean a los cargadores aseguran que se encuentran molestos con el último acuerdo alcanzado por los transportistas con el Ejecutivo, mencionando una serie de quejas entre las que sobresale el hecho de que no se les tuvo en cuenta a la hora de las negociaciones, por lo que no pudieron realizar sus propias demandas, algo que sí hicieron las entidades de conductores.

    El caso es que después de que el paro del transporte quedara en suspenso tras el último principio de acuerdo entre Transporte y Gobierno, parece que quedan algunas cosas sin resolver en lo que respecta a los cargadores, inconformes con la resolución del conflicto por el “gran impacto que para ellas presentan buena parte de las medidas que formaban parte de la negociación”, según han afirmado.

    De hecho, la propia Federación Nacional de Asociaciones de Transporte de España -Fenadismer- recogió estas demandas, asegurando que “sorpresa y perplejidad ha causado la nota de prensa emitida conjuntamente por las asociaciones que agrupan a las principales empresas cargadoras y establecimientos de gran consumo en España”, lo que demuestra las posiciones encontradas entre ellas.

    En la nota oficial de Fenadismer dicen que las reclamaciones tienen que ver con “supuestos elevados costes en los que habrían incurrido al tener que adelantar su aprovisionamiento de productos que perfectamente se podían haber evitado”, si bien responden que “no deja de ser llamativo como si dichos productos tuvieran que haberlos tirado o no fueran a ser vendidos a sus clientes” en esos días de fiesta.

    Por el lado de los cargadores, asociaciones que los nuclean como ACES, AECOC, ANGED, ASEDAS y FIAB destacan que si bien es una buena noticia que se haya evitado la huelga, es inaceptable que hayan quedado “excluidas de la mesa de diálogo y negociación”. Lamentablemente, faltarían algunas precisiones acerca de esas medidas que han tenido un gran impacto sobre este sector.

    Volviendo a la respuesta de la Federación Nacional de Asociaciones de Transporte de España, sostienen que esa “pretendida participación en las negociaciones no se acierta bien a entender que fin tendría, salvo la de persistir en su posición dominante y de imposición de las condiciones de trabajo de sus transportistas proveedores”. Sin dudas, un conflicto que recién comienza y aún está lejos de resolverse.

    Se triplica el tiempo medio de entrega de vehículos nuevos en España

    FVET recibe 157.000 euros para la formación del transporte valenciano, un 45% más que en 2020