21 - 10 - 2020

    La RCxB busca convertir la bici en transporte esencial tras el confinamiento

    Red de Ciudades por la Bicicleta España

    La bicicleta, que en los últimos tiempos se había establecido como el nuevo medio de transporte de carga sustentable, tiene ahora buenas chances de transformarse además en el vehículo que permita a los españoles salir poco a poco del confinamiento a causa del coronavirus.

    Lo cierto es que representantes de la organización Red de Ciudades por la Bicicleta -RCxB-, acaban de realizar una presentación ante el Gobierno para que se desarrolle un proyecto que impulse la utilización de bicicletas luego del aislamiento social, como un medio de transporte que permita respetar la distancia prudencial entre las personas, limitando el avance del Covid-19.

    Esta iniciativa, que no es más que el eco de otras similares que ya tienen lugar en diferentes capitales de Europa, supone que al menos en las localidades donde este ente trabaja, se proyecte a la bicicleta como la solución más recomendable para dejar atrás la cuarentena poco a poco.

    Hablamos de los casos de Bilbao, Murcia, Valencia, Alicante, Valladolid, Gijón, Santander, San Sebastían, Cáceres, Madrid y Barcelona, donde las caras visibles de RCxB intentan que se declare a la bici como vehículo individual de referencia”, llevando adelante planes de ayuda.

    ¿Y en qué consisten estos planes? Básicamente, en acondicionar las ciudades para que quienes tienen su bicicleta o deciden adquirir una, cuenten con todas las ventajas frente a otras opciones de vehículos, más que nada respecto del transporte público que propone grandes aglomeraciones de gente.

    Por ejemplo, será clave agregar más vías con velocidad limitada a 30 km/h para que quienes se desplazan en bicicletas lo hagan sintiéndose mucho más seguros, como así también realizar divisiones en las calles, con carriles exclusivos, para evitar el contacto con los coches.

    Dachser transporta productos químicos a través de la nueva Ruta de la Seda

    En confinamiento, los accidentes de tráfico sólo se reducen a la mitad